El adolescente de hoy

Por Patricia Bolaños

¿Es diferente el fenómeno adolescente actual? ¿Las conductas que presentan son muy distintas y, por lo tanto, podemos pensar en que los adolescentes de hoy en día enfrentan conflictos distintos a los que presentaban otras generaciones?

La adolescencia es un momento crucial en la vida de todo individuo, pues se da una transformación en muchos niveles debido, en primer lugar, al arribo del cuerpo sexual resultado de la pubertad y lo que este momento inédito en el desarrollo exige a nivel psíquico y emocional. En este sentido observamos cómo en el cuerpo se manifiesta toda la transformación que conlleva la llegada de la pubertad: el cuerpo se exhibe o se oculta, se disfrutan las nuevas sensaciones, pero también generan culpa, se desea experimentar la sexualidad, pero a la vez atemoriza. Ligado a este aspecto nos encontramos con problemáticas adolescentes como los trastornos de alimentación, el inicio temprano de la vida sexual, embarazos adolescentes, la experimentación con drogas.

Otro de los cambios cruciales se da en la forma en que se percibe el mundo, el adolescente tiene que dejar de ser un niño; en su forma de pensar, actuar, la visión infantil acerca de los padres, el futuro, el sí mismo se modifica, no sin antes atravesar un proceso lleno de emociones intensas que se traduce en una convulsión resultado del cambio, del movimiento propio de esta etapa, en la cual observamos avances y retrocesos, y que nos permite entender la rebeldía, el desafío, la impulsividad, las conductas agresivas.

Estos son algunos de los conflictos que caracterizan la crisis adolescente y que hemos observado en todas las generaciones con manifestaciones distintas, pero que en el fondo expresan dificultades similares. Sin embargo, hay transformaciones sociales y culturales que impactan en la forma en que hoy en día se expresan los conflictos adolescentes, podemos pensar en algunos de ellos:

  • El mundo virtual: los adolescentes actuales son nativos digitales, han crecido en un momento en que internet forma parte de la vida cotidiana y esto impacta en la forma en que los adolescentes se relacionan, se comunican y aprenden. Pensemos en cómo las redes sociales han transformado la manera en la que el adolescente conforma grupos o arma relaciones de pareja. Un chico de 15 años llega a tratamiento porque en la escuela lo observan generalmente aislado, sin que esto le preocupe. Sus padres refieren que nunca tiene interés por realizar actividades al aire libre o que impliquen interactuar con gente de su edad, él les argumenta que lo que más le gusta es conectarse con sus amigos en un videojuego en línea, los padres reconocen que ese mundo virtual es desconocido para ellos. En la entrevista inicial, este adolescente afirma tener una relación de confianza y apertura con gente de diferentes países con los que comparte el interés por estas actividades on line y siente no necesitar amigos en la escuela.

También podemos reflexionar sobre el impacto que tiene la inmediatez y el alcance de lo digital en fenómenos ligados a la agresividad, por ejemplo, el bullying, o relacionados con la sexualidad. No es que antes no se presentaran situaciones de acoso o expresiones ligadas a la sexualidad, pero es un hecho que en la actualidad los medios virtuales generan efectos distintos y más duraderos. Una chica de 16 años es llevada a tratamiento a raíz de que mandó una foto suya desnuda a un joven con el que empezaba a salir, éste a su vez se la envío a alguien más hasta que la foto se hizo viral; la foto no sólo la tenían los compañeros de la escuela, también personas de otros colegios, al grado que se volvió un problema a nivel sector escolar. Esta chica tuvo un episodio de depresión importante, no quería salir de su casa, recibía comentarios de todo tipo a través de las redes sociales, las cuales tuvo que cancelar.

  • La noción de familia tradicional también se ha transformado: resulta complicado establecer en la actualidad a qué nos referimos con tradicional. Probablemente hace 20 años el gran cambio en la estructura familiar se relacionó con el divorcio y las dificultades que la separación de los padres implica. Hoy en día lo que escuchamos son divorcios entre los padres para iniciar relaciones con personas del mismo sexo, ¿cómo impacta esto en las identificaciones durante el proceso de construir la identidad sexual?

Alusiones a “soy bisexual, binario, pansexual…” son formas que escuchamos con mayor frecuencia en los adolescentes al hablar de su orientación sexual. Entendemos que la confusión en relación con la sexualidad forma parte de la crisis adolescente, sin embargo, nos podemos preguntar ¿qué tanto nos encontramos en un momento social en el que hay mayor apertura a estas expresiones, lo cual favorece la confusión y la puesta en escena de este estado de confusión?

Entonces, ¿qué podemos considerar una adolescencia normal? El psicoanálisis nos permite profundizar en las fantasías, emociones y conflictos que están detrás de todas estas manifestaciones adolescentes que suelen preocupar a las personas que tienen contacto con ellos tanto en la familia como en escuela o la clínica.

En el Diplomado “Adolescencia: normalidad y problemas”, revisaremos distintas teorías que nos permitirán identificar las manifestaciones normales de la adolescencia y distinguir las expresiones patológicas de este proceso. El trabajo con adolescentes requiere un esfuerzo constante de actualización, reflexión y comprensión para poder intervenir de la mejor forma ante las necesidades de esta importante etapa de la vida.

 

Referencias

Castells, I. (2018). Aventura adolescente: entre el mundo interno y el ambiente. Controversias en Psicoanálisis de Niños y Adolescentes (APdeBA), 22: 162-171.

Lerner, H. (2018) Adolescencias: identidades agitadas El tránsito adolescente y las conmociones subjetivas. Controversias en Psicoanálisis de Niños y Adolescentes (APdeBA), 22: 80-106.

Sánchez Armass, B. (2017). Los procesos psíquicos durante la adolescencia. México: Centro Eleia. Tesis de Doctorado en Clínica Psicoanalítica.

Sternbach, S. (2018). Adolescencias actuales y problemas clínicos. Controversias en Psicoanálisis de Niños y Adolescentes (APdeBA), 22: 132-141.