La participación del inconsciente en los problemas de aprendizaje

Por Nadezda Berjón M.

Según la Real Academia Española (2018), aprender, del latín apprehendere, significa “adquirir conocimiento a partir del estudio o de la experiencia”, así como “fijar algo en la memoria”. En la vida cotidiana, aprender es esencial para el desarrollo, principalmente en términos escolares.

A partir del déficit académico que se observa en diferentes países, el Banco Mundial para la Educación generó el informe “Aprender para hacer realidad la promesa de la educación”, en el que identifica una crisis escolar en las áreas de matemáticas y lectoescritura. Además, se esfuerza por modificar este conflicto en la formación de profesores, en su nivel de conocimiento y en aspectos administrativos que, conjuntamente, facilitan u obstaculizan el aprendizaje (Cruz, 2018).

Desde nuestra trinchera, que es el pensamiento psicoanalítico, no generamos mejores programas de educación básica pero sí intervenimos en la resolución de conflictos intrapsíquicos que inhiben el acto de aprender. También, asistimos a los profesores en la adquisición de herramientas para comprender mejor a sus alumnos.

Los profesores envían a cientos de niños a consulta para tratar su bajo rendimiento escolar, ocasionado por problemas de aprendizaje, TDA (Trastorno de Déficit de Atención), con o sin H (hiperactividad), y problemas de conducta, entre otros. Una vez en sesión, se escucha el síntoma (que puede ser cualquiera de los mencionados) y se inicia la búsqueda del sentido personal que lo genera.

Para Freud (1992/1923) la inhibición es la disminución de alguna función del yo, ya sea de tipo sexual, laboral y motriz como también de atención, concentración, análisis y síntesis. La causa de esta inhibición radica en el conflicto entre los deseos y la censura del sujeto. Por ejemplo, el niño que no se esfuerza en el concurso de oratoria y no logra aprender ni una frase del poema elegido reprime su deseo de exhibirse y ganar a los otros niños. También podemos pensar en una niña que evita las actividades manuales con plastilina y similares por reprimir tendencias anales.

En esa misma línea, Klein (1989/1923) identifica angustias e inhibiciones en el aprendizaje cuando en el sujeto a estudiar se proyectan deseos y mociones hostiles del mundo interno o se representa a la madre y la necesidad de meterse en ella, lo que genera un desastre envidioso. “El cuerpo del conocimiento” y “meterse en los libros”  son frases comunes que usamos y en las que se observa esta similitud entre conocer y saber qué hay dentro de mamá. El impulso epistemofílico, dice Klein, es el deseo de saber qué hay en el interior de mami, quien genera bebés y por eso tan intrigante (Bott Spillius et. al. 2011). Si un niño alberga mucha envidia u hostilidad hacia el objeto madre, es posible que inhiba el aprendizaje. Por ejemplo, menciona a una niña que no quiere aprender historia, pues representa la existencia de un pasado en el que ella no figuró, la época en que mamá y papá estaban juntos sin ella y, peor aún, con los hermanos mayores. También dice que un niño con problemas para distinguir mayúsculas y minúsculas quizá no desea reconocer la diferencia entre papá (Mayúscula) y él (minúscula), o una chica que rechaza las matemáticas porque, finalmente, cuando se suma, hay más, quizá más bebés.

A los ojos de muchos, puede parecer más ficción que clínica, pero en el consultorio es donde la teoría psicoanalítica toma forma. Cada que un paciente, niño, adolescente o adulto hablando de su niñez comenta sobre la dificultad para entender, atender, retener y todo lo relacionado con el aprendizaje, me parece que están presentes conflictos como la rivalidad entre hermanos, diferencias desventajosas entre los padres y los hijos, la exclusión de la relación sexual y amorosa entre los padres, el deseo y envidia respecto al cuerpo creador de mamá, entre otros.

A veces la mente en blanco es un “no quiero saber qué conflicto tengo ni nada que se le acerque”, por lo que el individuo pierde la señal para contactar con aquello que le genera angustia pero, también, con cualquier otra cosa. Entonces ni a las reglas ortográficas puede acceder.

Desde la línea del psicoanálisis francés, tenemos la variable del deseo de los padres por encima del deseo del hijo. Puede ser que la madre vea en su hija a la niña discapacitada que sintió ser y, aunque que la nena se esfuerza, la madre no puede ver más que su propio fracaso. O, como comparte Mannoni (2000/1967), se identifica al hijo con el ideal del padre. Así sucede con Michaël, de 19 años, que fracasa en la escuela a pesar de un nivel intelectual superior a la media. El padre quiere que el hijo cumpla sus sueños de ser médico: “Este muchacho, muy capaz, no puede superar a su padre: fue demasiado incluido en los ensueños de éste como para tener el deseo de hacer algo por sí solo.” (Mannoni, 2000/1967: 52). Es decir, ¿estudia para quién?, ¿es tonto como quién? La autora revisa varios casos y observa que a veces los padres deciden que su hijo no puede estudiar y se resisten a darse cuenta de que se equivocan.

De esta forma, el psicoanálisis nos brinda la oportunidad de pensar que detrás de todo quehacer humano hay algo inconsciente que participa y, en la medida que pueda accederse a su conocimiento, el individuo se apropiará más de sí mismo.

 

Referencias bibliográficas:

  • Bott Spillius, Elizabeth et. al. (2011) The new dictionary of Kleinian thought. Nueva York: Routledge.
  • Cruz, Antimio. (2018) BM ofrece recomendaciones para resolver crisis mundial en aprendizaje. Crónica.com.mx. Recuperado de cronica.com.mx/notas/2018/1082263.html
  • Freud, Sigmund (1992). Inhibición, síntoma y angustia. Obras completas de Sigmund Freud. Buenos Aires: Amorrortu, Tomo 20 (año de publicación original, 1923).
  • Klein, Melanie (1989). El papel de la escuela en el desarrollo libidinal del niño. Obras completas de Melanie Klein. Barcelona: Paidós, Tomo 1 (año de publicación original, 1923).
  • Mannoni, Maud (2000). El niño, su enfermedad y los otros. Argentina: Nueva Visión (año de publicación original, 1967).
  • Real Academia Española. “Aprender”. Recuperado de https://dle.rae.es/?w=aprender